Problemas que genera el entropión en los perros

El entropión es la nomenclatura médica para un problema físico que no solo aparece en los perros, sino también en otras especies animales e incluso en los propios seres humanos.

Este problema consiste en que uno de los dos párpados, el superior o el inferior, se pliega sobre sí mismo hacia dentro, en dirección al ojo. El contacto continuado de las pestañas y el roce que se produce al parpadear, pueden producen irritación en la córnea, y si el estado del párpado no se corrige, con el tiempo, puede llegar a ulcerar la misma, en cuyo caso ya estaríamos hablando de u problema muy grave para nuestro perro.

No se debe confundir el entropión con otras enfermedades como la triquiasis. Aunque los efectos son los mismos, daños en el ojo por estar en contacto con las pestañas, su origen es muy distinto, ya que en ésta, el párpado está en perfecto estado, son las pestañas las que tienen un defecto. En el entropión sucede exactamente al contrario, las pestañas están bien, pero el párpado presenta una anomalía. Por lo tanto, al tratarse de patologías distintas, las soluciones a las mismas son también distintas, cada una con su cirugía específica.

 

Existen numerosas razas que tienen riesgo de padecer esta enfermedad del entropión, pero al tratarse de un defecto congénito, se puede intentar prevenir que aparezca en los nuevos cachorros con una adecuada elección en los cruces. Entre estas razas podemos nombrar al chow chow, al sharpei, al San Bernardo, al cocker, al Spaniel, al labrador retriever, al bull mastiff, al gran danés o dogo alemán, al setter irlandés o al caniche, entre muchos otros. Un dato favorable a la hora de solucionar esta malformación, es que ya es visible a muy tempranas edade, consulte su veterinario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *