Vacunas en los perros

Las vacunas en los perros se deben recibir desde que estan cachorros, aproximadamente al mes y medio de nacidos y entre las vacunas para perros que destacan esta la vacuna contra Hepatitis, Leptospirosis, Rabia, Parvovirosis, Tos de las Perreras, enfermedad de Lyme, Coronavirus entre otras enfermedades que atacan indiscriminadamente a nuestros perros. Pero estas vacunas deben ser administradas correctamente y eso dependerá de algunos factores como la edad, raza, el tamaño y la zona donde habite el perro.
Calendario-de-vacunas-para-perros
La edad y raza del perro es un de los factores más importantes al recibir sus vacunas.
La primera vacuna que deberá recibir es la del Parvovirosis a las seis semana de nacido (mes y medio); pero si se le ha dejado de vacunar por distintas razones y tiene 2 meses o más, se le puede vacunar además de la Parvovirosis, también contra la distemper o también conocida como moquillo de perro; algunas razas como el Pastor Alemán, Rottweiler, Bóxer y Pit Bull, son más propensas a estas dos enfermedades ya mencionadas, debe seguir las indicaciones del veterinario para tener un mejor asesoramiento, no está demás una investigación propia, para ver si su raza de perro es propensa a alguna otra enfermedad, ya se han realizado muchos estudios de distintas razas que padece de manera contundente a saber de que tiene o padece su perro; libros, folletos, tratados hasta la propia Internet pueden ser sus aliados en esta búsqueda.

Otro de los factores determinante en la vacunación del perro es la estado inmunológico en que se encuentra el perro, es decir que si el perro está recibiendo leche materna se debe esperar por lo menos 2 semanas antes de ser vacunado, así los anticuerpos de la vacuna se junten con los de la leche materna, ya que cabe la posibilidad que la vacuna anule los anticuerpos naturales que brinda la leche materna, ahí radica la importancia de este tan importante punto, ya que si esto pasa el cachorro puede quedar totalmente inmune si la protección de la vacuna y la de la leche materna.

Otro detalle importante es el estado de la madre del cachorro en cuestión, para evitar cualquier riesgo la madre debe estar vacunada y desparasitada con un estado inmunitario, que ayudará de manera importante al cachorro: «madre sana, cachorro sano». Otro detalle importante que debemos tener en cuenta es la alimentación del cachorro y obviamente el de la madre, el peso corporal óptimo, ya que frente a una infección vírica o bacteriana, pueda librarla de manera correcta y rápida.
Por eso antes de planear en tener cachorros, debe tener en cuenta el estado de la madre, salud, vacunas etc; de eso dependerá el éxito y la supervivencia del futuro cachorro.
En distintas partes del mundo existen mayores riesgos para adquirir una enfermedad u otra, es por eso que es determinante el dónde se encuentre para recibir las vacunas, y no solo nos referimos a la parte geográfica, también a lugar ya sea rural o ciudad.
En las zonas rurales los perros tiene mayor peligro de adquirir alguna enfermedad de tipo vírica, además de ser contagiado por alguno otro animal, y no solo hablamos de perros, ya que en las zonas rurales existen ganados ya sea porcinos, vacunos o caprinos que lamentablemente pueden contagiar de manera directa e indirecta al perro.
Para estar alertas y saber a que nos atenemos dependiendo dónde estemos, existen protocolos establecidos que son de total dominio de los médicos veterinarios, tenemos que preguntar hasta insistir en este tema que puede ser muy determinante para la salud de su perro, al hacerlo no olvide decir si tiene alguna otra especie en casa o alrededores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *